Imagen Las vacunas no serán una solución rápida ni fácil: OPS

Las vacunas no serán una solución rápida ni fácil: OPS

Compartir

La pandemia por COVID-19 puede considerarse el evento de salud pública más extraordinario de nuestras vidas, según la directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), la doctora Carissa F. Etienne, quien dijo: "Esta pandemia se diferencia por su escala y por sus repercusiones. Además, ha puesto de relieve dos de los desafíos que por mucho tiempo han estado presentes en nuestra Región: la desigualdad y la insuficiente inversión en nuestros sistemas de salud".

"Desde el inicio de esta pandemia, hace menos de un año, la Región de las Américas ha registrado casi 31 millones de casos y 787,000 muertes por COVID-19. Esto representa aproximadamente la mitad de todas las infecciones y muertes por esta enfermedad en todo el mundo", dijo Etienne en una sesión informativa para la prensa.

La directora de la OPS manifestó que espera que el 2020 sea el año en que finalmente decidimos hacer de la salud nuestra máxima prioridad. Dijo: “Controlar la pandemia nos obligará a prestar atención a las enseñanzas que hemos obtenido hasta ahora y a abordar los desafíos que nos han frenado por tanto tiempo: la desigualdad generalizada y la falta de financiamiento de los sistemas de salud".

Sin embargo, dijo que no será fácil ni rápido, que incluso cuando se desplieguen las vacunas, los países no pueden darse por satisfechos, deben seguir promoviendo las medidas de salud pública adecuadas para controlar los casos, como el uso de mascarillas y el distanciamiento físico. Los pacientes necesitarán ser examinados, aislados, atendidos y debemos continuar poniendo en cuarentena los casos sospechosos.

Si quieres leer las palabras de la directora de la OPS da click aquí