Imagen El cutting, antesala del suicidio en niñas y adolescentes

El cutting, antesala del suicidio en niñas y adolescentes

Compartir



https://www.ceepi.mx


- El cutting o self injury es cada vez más frecuente en adolescentes mexicanos.

- Los motivos: depresión, enojo, frustración y, sobre todo, mucho dolor emocional.

- Se presenta principalmente en mujeres, y su práctica es adictiva y progresiva.

- En los casos más severos puede desembocar en suicidios.

- No hay que pensarlo, en cuanto se detecte hay que acudir con un profesional de la salud mental.

El cutting es una práctica que se presenta principalmente en adolescentes, y consiste en hacerse heridas superficiales en partes del cuerpo usando objetos punzo cortantes. En México lo realizan principalmente niñas y jóvenes de entre 10 y 20 años, con francas tendencias depresivas y derivado de una muy baja autoestima. Hay enojo, frustración, dolor emocional y mucha ansiedad, además de una tendencia a llamar la atención de los adultos y de otros jóvenes. En ocasiones va acompañado de otro tipo de trastornos, como la bulimia o la anorexia, y puede ser consecuencia del bullying e incluso de abuso sexual, manifestó la Dra. Claudia Sotelo Arias, directora del Centro de Especialización de Estudios Psicológicos en la Infancia (CEEPI).

Banner promocional

Según datos de la clínica del organismo, el fenómeno se presenta con mayor frecuencia en mujeres (siete de cada 10). Son jovencitas que padecen escenarios de violencia en sus hogares. Se sienten ignoradas y rechazadas. Para socavar el dolor emocional, que es intenso, comienzan a flagelarse la piel, y con el tiempo, la práctica se vuelve adictiva, hay dolor, pero hay un poco de placer en un mundo que les entrega mucha frustración, piensan las chicas que practican el cutting, explicó la especialista.

La doctora Sotelo sostuvo que estas lesiones sí pueden poner en riesgo la vida de las jóvenes, y manifiestan una tendencia futura al suicidio. Las heridas comienza a ser pequeñas, luego son más profundas, e incluso, en un contexto más agudo, a veces pueden ser letales. El cutting o self injury puede hallarse en diversas partes del cuerpo: manos, muñecas, brazos, piernas o en el vientre. Sin embargo, los jóvenes que lo practican suelen esconder las heridas con muñequeras, playeras de manga larga, suéteres o algunos otros accesorios. Además, hemos notado que se ha propagado en las redes sociales, donde los jóvenes suelen compartir fotos que muestran sus heridas: por desgracia este medio ha vuelto viral su práctica, dijo Sotelo Arias.

El Centro de Especialización de Estudios Psicológicos en la Infancia recomienda la observación continua de padres de familia y maestros, con el fin de detectar esta práctica y prevenir cualquier otra que atente contra la vida de las jóvenes: Si sucede es que algo está fallando y puede ser muy grave. El problema, con certeza, está en la dinámica familiar, que lleva a las adolescentes a ejercer tales prácticas. Por ello sugerimos no pensarlo demasiado: es indispensable acudir rápido con los especialistas para poner un alto de inmediato al cutting, concluyó la especialista.

ACERCA DE CEEPI

Somos un grupo de especialistas en el área de la psicología infantil que tenemos como principio el cuidado de la salud mental de los niños y de los adolescentes. Creemos en la felicidad infantil, y con base en ello, estamos convencidos de que podemos retomar la esencia de la infancia: Ser niño debe ser un sinónimo de felicidad, juego, ilusión, curiosidad e inocencia.